jueves, 22 de febrero de 2007

Condones: el gobierno chileno contra la Iglesia

Ya era hora que se mandaran al diablo todas las estupideces de la Iglesia Catolica en Chile y que se diera un espaldarazo fuerte a la politica sexual que hace años que se intenta diseñar en Chile. Ahora, el gobierno de la presidenta Bachelet ha decidido, por fin, entregar masivamente condones, a través del proyecto Mercadeo Social del Condón. La idea es mejorar el acceso y proteger del VIH y las enfermedades de transmisión sexual. Todo a un menor costo, pero manteniendo la calidad. La consigna es “mayor acceso y a menor costo”. Para ello la cartera realizó una licitación que fue adjudicada a la Asociación Chilena de Protección a la Familia (Aprofa), quienes distribuirán el condón de marca “Yosí”, bajo el financiamiento del Fondo Global para la Lucha Contra el Sida, la Tuberculosis y la Malaria


Todos los intentos previos por masificar este elemento ya basico de seguridad sanitaria fueron boicoteados abiertamente por la Iglesia catolica, que esta enfrascada en su catolicamente aceptable, pero infantilmente idealista idea que el sexo debe ser solo para procreacion. En marzo de 2002, el Comité País -compuesto por el Gobierno y la sociedad civil- decidió apostar por la idea de que el Estado se hiciera cargo de la entrega masiva de condones, con el fin de promover un comportamiento sexual responsable. Tras varias licitaciones, que fueron declaradas desiertas, se decidió partir con “la ruta del condón”, para sensibilizar a la población sobre el tema. La iniciativa culminó en 2005 con varias polémicas de por medio, debido al rechazo que generó la entrega de preservativos en algunos balnearios de la Quinta Región. Y no hablemos de la polemica de la pildora del dia despues, que hasta hoy tiene enfrentados al gobierno y a la Iglesia.

Pero el gobierno no se puede preocupar de la moral. Bastante tiene con la corrupcion de sus politicos y congresistas para ademas andar de mama de los que tienen sexo. Según datos recogidos por el periodico La Nación (www.lanacion.cl) la cifra de condones que ingresan al país va en alza. El año pasado llegaron 29 millones, cinco millones más que en 2005. Pero, según cifras de Conasida, sólo el 35% de los chilenos que se inician sexualmente se protegen. La meta de las autoridades es lograr que al menos un 50% use preservativos de aquí al 2010. El gobierno no esta pidiendo mucho, simplemente que 50% de la poblacion entienda que el sexo es una actividad de riesgo para la salud y que al realizarlo se tomen medidas precautorias.

Una excelente medida que debe masificarse a todas las ciudades